¿Por qué me ha salido amargo el té?

Esta es una de las preguntas más habituales que nos encontramos por parte de los clientes, sobre todo de los nuevos, cuando vienen a comprar té a granel. Es considerable el aumento de personas que se han pasado al té, pero para disfrutar en plenitud del sabor original de esta bebida, tan saludable y milenaria, se deben respetar una serie de parámetros. De lo contrario, te encontrarás ese desagradable sabor, directamente relacionado con la alta concentración de taninos y terminarás preguntándote: ¿Por qué me ha salido amargo el té?.

Entre las causas principales del amargor del té encontramos estas tres:

1. Estás infusionando té a granel de mala calidad o té en bolsitas.

Mención aparte de las “no recomendables” bolsitas de té (a las que dedicaremos un extenso capítulo en nuestra próxima entrada del blog) puede que estés utilizando té a granel de mala calidad, cuyas hebras hayan sido trituradas. Para evitar esta primera causa de amargor te recomendamos que para comprar té a granel siempre acudas a establecimientos especializados. TeaGarden A Coruña cuenta con el título: Sommelier de Té expedido por El Club del Té y podemos asesorarte en todo lo que necesites saber.

2. Has dejado el té infusionando durante mucho tiempo.

Cada tipo de té tiene un tiempo de infusionado recomendado. Es absolutamente fundamental seguir las indicaciones sobre el tiempo de infusionado, según la variedad de té, para poder disfrutar de su sabor auténtico en plenitud, evitar la completa liberación de taninos y la consiguiente aparición del temido amargor.

3. Echar agua a temperatura muy alta.

Uno de los principales consejos que damos a los clientes es que eviten echar agua hirviendo sobre las hojas del té o la bolsita de té. La preparación del té es muy distinta a la de una infusión y llevar a cabo esa práctica, lo único que consigue es que las hojas del té se quemen, con la consiguiente liberación de taninos y su amargor.

por-que-me-ha-salido-el-te-amargo

¿Hay solución ante el amargor del té?.

Ya te hemos contado cuales son las principales causas de que el té te haya salido amargo y ahora toca “intentar” arreglar ese desaguisado de la mejor forma posible..

Una solución de “andar por casa” podría ser añadir un poco más de agua para que los taninos liberados se diluyan. Pero claro, obtendrás un té con menos sabor, no disfrutarás de la plenitud de su sabor. Podrías en ese momento posterior del agua añadir un poco mas de té y al final sería la pescadilla que se muerde la cola.

Nuestra opción es que tires el té y vuelvas a infusionarlo con los tiempos especificados según que tipo. Además, si lo haces de forma correcta, lo podrás infusionar múltiples veces, extraerás sus compuestos poco a poco con cada infusión y disfrutarás de nuevos aromas y sabores. Pero ¡ojo! solo lo podrás hacer con el té a granel, nunca con el té en bolsitas.

¿Te apetece comprar té?

Ya sabes que en TeaGarden puedes encontrar la mayor variedad de té a granel de calidad. Entra en nuestra tienda online o ven a visitarnos a nuestra tienda física del centro de A Coruña donde te aconsejaremos personalmente. Descubre el apasionante mundo del té de nuestra mano y #BebeTeLaVida.

¿Te ha resultado interesante el artículo?

Si es así, ayúdanos a difundir los beneficios del té y ¡compártelo!.

Añadir Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *